La guerra del golfo fue el conflicto entre Irak y una coalición formada por 34 países liderados por Estados Unidos, tras la invasión de Kuwait por Sadam Hussein en 1990. 

Causas de la Guerra del Golfo

Como mucho otros conflictos, las causas principales de la invasión no son otras que económicas. El régimen de Sadam se encontraba ahogado financieramente por el gasto armamentístico derivado de la guerra contra Irán. Esta deuda ascendía a más de 40.000 millones de dólares, y la única forma de pagarla era con su mayor recurso, el petróleo.

Irak era uno de los mayores productores de petróleo, y necesitaba las divisas generadas por el crudo para pagar los desorbitados intereses de la deuda (más de 3.000 millones al año). Por tanto, necesitaban un precio alto, una bajada de un sólo dólar por barril le costaba a Irak 1.000 millones anuales. El precio y las cuotas de exportación lo establecía la OPEP, pero Kuwait y los Emiratos Árabes Unidos estaban rebasando estas cuotas.

Geográficamente Kuwait era también un privilegiado, ya que tenía grandes salidas al mar donde cargaba el crudo en los grandes superpetroleros. Irak anhelaba estos puertos para sacar sus exportaciones.

Meses antes de la invasión, Tarek Aziz, ministro de exteriores Iraquí reclamaba que desde Kuwait se le estaba robando petróleo del yacimiento compartido de Rumaylak. Todo esto unido a la necesidad de Sadam de tener una gran victoria que le alzará con gran líder en el mundo Árabe, fue el caldo de cultivo de la invasión.

Invasión de Kuwait

El 2 de agosto de 1990 los tanques de Saddam cruzan la frontera con un rápido avance por toda Kuwait. Comparado con la anterior guerra contra Irán, la invasión fue un paseo para las divisiones iraquíes que en aquel entonces eran el 4º ejército más grande del mundo. Sólo en pequeñas escaramuzas las tropas iraquíes son frenadas. Aún así, casi todas la fuerza kuwaití aérea es capaz de escapar a la vecina Arabia Saudí.

Tanque guerra golfo

Diplomacia

Tras la invasión de Kuwait empieza a moverse la maquinaria diplomática. Tanto el consejo de seguridad de las Naciones Unidas como la liga Árabe, de la que Irak forma parte, condenan el ataque. Automáticamente se aplican varias resoluciones con todo tipo de sanciones y embargos a Irak, y se le exige que salga inmediatamente de Kuwait, la fecha límite era el 15 de enero de 1991.

Aparte de todas estas resoluciones puestas en marcha por la ONU, Estados Unidos y Reino Unido empiezan a enviar grandes contingentes de tropas y armamento a Arabia Saudí.

Escudo del desierto

Con sus divisiones en Kuwait, nada impedía a Sadam continuar con la ofensiva a través de la vecina Arabia Saudí hasta otro de sus posibles objetivos, los Emiratos Árabes Unidos. Estados Unidos pone en marcha entonces la denominada operación Escudo del Desierto cuyo objetivo era la defensa de Arabia Saudí, al frente está el general Norman Schwarzkops.

Se ha debatido mucho acerca de si Sadam tenía intención de proseguir su ataque. Se llego a decir que los servicios de espionaje americanos e ingleses engañaron deliberadamente a Arabia Saudí, para que estos mantuvieran una oposición de firmeza.

Tormenta del desierto

Tras la negativa de abandonar Kuwait, un día después de la fecha del ultimátum comienza la Operación Tormenta del Desierto. Una coalición formada por 34 países, 959.600 hombres, 2.000 tanques y más 1.800 aviones inicia una campaña que se divide en dos partes: un ataque aéreo estratégico (Instant Thunder), seguido de un ataque terrestre (Sable del Desierto).

El primer objetivo de Instant Thunder era acabar con la fuerza aérea iraqui y sus armas antiaéreas, para así tener un dominio control de todo el espacio aéreo de Kuwait y de casi todo Irak. Para ello utilizan todo tipo de aeronaves, Apaches volando a baja altura, los llamados aviones invisibles F117 y misiles Tomahawk lanzados desde barcos y submarinos.

Aviones guerra del golfo

Una vez eliminada toda amenaza para los aviones, empiezan la destrucción sistemática de múltiples objetivos estratégicos y militares. Desde centros de mando, plantas energéticas, refinerías, puntos de transporte, puentes, etc… El último paso, era preparar el campo de batalla eliminando objetivos militares como unidades de tanques, tropas y las defensas iraquíes.

Los ataques fueron interrumpidos intermitentes al tener que movilizar parte de la fuerza aérea contra las lanzaderas de SCUD colocados para lanzar misiles sobre Israel y Arabia Saudí. El objetivo de estos ataques, era que Israel entrara en la guerra. Sadam quería atraer hacia así a los países árabes que ahora estaban del lado Kuwaití. La campaña aérea que dura más de un mes, el terreno estaba listo para que entraran en acción las divisiones terrestres.

La Operación Sable del Desierto comienza el 24 de febrero con un ataque frontal de los marines contra las fuerzas iraquíes en Kuwait. Este ataque debía ser usado para fijar a las fuerzas de Sadam mientras se hacia un flanqueo por la izquierda. El avance fue constante, como una apisonadora. Finalmente, las tropas iraquíes empiezan a huir por la autopista 8 siendo destruidas por las fuerzas aéreas de la coalición. El día 28 el presidente americano George H. W. Bush da por finalizada la guerra, el enfrentamiento terrestre había durado sólo 4 días.

Tanque Abrams Guerra Golfo

Consecuencias de la Guerra del Golfo

Irak pierde su posición dominante en la zona con graves consecuencias económicas y sociales. Unido a las grandes pérdidas sufridas por Irak en la contienda, destrucción de parte de su ejército e infraestructura, se le suman las sanciones impuestas por la ONU. Tiene que pagar 75.000 millones de dólares a Kuwait por el deterioro causado durante la invasión.

La resistencia interna dentro de Irak se aviva, muchos grupos se alzan contra el poder de Sadam, pero fueron brutalmente aplastados.

Muchos piensan que esta guerra fue insuficiente, creían que el avance no debía haberse limitado a Kuwait, sino que habría habido que continuar con el ataque hasta Bagdag para acabar con el régimen de Saddam Hussein.

Para Estados Unidos, esta guerra le puso al frente del poderío militar mundial. Era la primera guerra en la que participaba después de la retirada de Vietnam, y ponía de manifiesto que su ejército y tecnología estaba a años luz de ventaja sobre el resto de ejércitos del mundo. Había aplastado a uno de los mayores ejércitos del mundo sin apenas sufrir bajas.

La guerra del Golfo en el cine

Hay múltiples libros y películas históricas que hablan sobre este conflicto. Algunas de las más famosas pueden ser: En honor a la verdad, Jarhead, Tres Reyes, etc… Entre la literatura bélica es muy interesante Bravo Two Zero. En él se relata la historia real de una unidad de los SAS encargada de infiltrarse en territorio enemigo, para localizar las lanzaderas de los misiles SCUD’s lanzados sobre Israel, su lucha y su posterior huida a pie. Existe una película sobre esta hazaña, pero es realmente mala, solo apta para verdaderos forofos del tema.

Para los amantes de la historia alternativa, hay una obra interesante escrita por el afamado escritor Frederick Forsyth, “El puño de Dios”. En ella se habla sobre un posible arma ingeniada por Sadam, para poner en jaque al ejército enemigo tras la invasión de Kuwait.

Si queréis saber más sobre la guerra del golfo, os dejo un interesante documental donde se explican al detalle todas las operaciones de esta contienda:

Tagged with →  
Share →

One Response to La Guerra del Golfo

  1. carlitos dice:

    esta muy bien

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *