Reyes Acadios Sargon

El primer Imperio de la Historia. Aunque con matices, así podemos definir a lo que consiguieron formar los reyes acadios. En una época donde las ciudad-estado luchaban por mantener una hegemonía en la zona, los acadios no solo logran hacerse con el poder en Mesopotamia, si no que extienden su control a tierras colindantes.

Lista de reyes acadios

Los acadios eran tribus semitas que se establecieron en el norte de Sumer. Lo hacen de una forma gradual y pacífica creando comunidades y haciéndose una de las etnias más numerosas de Mesopotamia. Esto cambia con la aparición de Sargón I “El Grande”. Dentro del mito, se dice que al nacer Sargón, sus padres le dejan en una cesta en el río donde es recogido por una familia humilde que le adopta, ¿os recuerda a alguien?

Al servicio del Rey de Kish, Ur-Zababa, como copero real, se revela alzándose con el poder. Tras tomar la ciudad avanza hacia el sur. Vence en combate al personaje más importante de la época, Lugalzageshi, Rey de Umma en la ciudad de Uruk. Su avance se vuelve imparable conquistando el resto de las importantes ciudades e la época: Ur, Lagash, Umma, etc..

Funda su capital Agadé o Acad en el norte de Mesopotomia, cerca de Kish, y centraliza en ella su poder. Aún así, deja en su puesto a muchos Ensi para que gobiernen de forma local su ciudad. También deja que el idioma sumerio siga siendo cooficial durante su reinado.

Tras la muerte de Sargón reinan dos de sus hijos, Rimush (2278 y 2270 a.C) y Manishutusu (2269 y 2255 a.C.). Ambos luchan por mantener las fronteras del Imperio por Norte, Este y Oeste de sus enemigos.

Imperio acadio

Quien vuelve a engrandecer el Imperio es su nieto Naram-Sin (2254-2218 a.C.) venciendo a asirios y hurritas anexionándose parte de Anatolia. Pone orden en Siria ocupando regiones de Alepo y Trípoli y derrota a los Lullubi conquistado Susa. Con las conquistas de Naram-Sin se consigue la máxima expansión del Imperio Acadio.

Pero tras más de 100 años de imperio, Shar-kali-sharri no puede hacer frente a todos los conflictos y se produce su ocaso. Debilitado tanto desde dentro, donde ciudades del sur de Mesopotamia van fortaleciéndose, como desde fuera, con el avance de tribus provenientes de los montes Zagros (los Guti), acaban con el Imperio que Sargón consiguió formar. Se conocen cinco reyes más pero de menor importancia, ya que estos no ostentan el control de un imperio como tal.

El Imperio duro poco más de un siglo, aun así su legado es grande. El acadio ha llegado para quedarse, casi un milenio después sigue usándose en Mesopotamia. La primera superpotencia de la historia se torna a su fin, pero solo es la simiente de los futuros imperios que lucharan por controlar la cuenca del Tigris y el Éufrates.

Share →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *